Cubanas aprenden Jiu-Jitsu para defenderse de abusos físico y sexual

Aprenden que defenderse y golpear a un agresor no “es algo malo”