ESTADOS UNIDOSMUNDO

Pareja gasta 25 mil dólares para clonar a su gata

Bryan y Ashley Bullerdick son los nombres de una pareja de esposos que, sabiendo la proximidad de la inevitable muerte de la mascota que les había acompañado a lo largo de todo su matrimonio, decidió invertir la cuantiosa cantidad de 25 mil dólares para clonar a su gata.

El nombre de la felina es Cinnabun, y tras 19 años de felicidad brindada marcó tan fuertemente la vida de sus amos que éstos decidieron conservarla de alguna manera por un par de décadas más, esto inspirados en el caso de Barbra Streisand que consiguió clonar a su perro.

La historia de Bryan, Ashley y su gatita Cinnabuin fue difundida a través del medio SWNS, para quienes los esposos ofrecieron algunas declaraciones.

«Estábamos muy preocupados por el poco tiempo que nos quedaba con ella», «Si teníamos una posibilidad de obtener otra gata como aquella, teníamos que intentarlo»; explicó Bryan al medio al hablar sobre la clonación de su amada mascota.

De esta manera, en el mes de septiembre del 2018 (un mes antes de que la Cinnabun original muriera) realizaron las diligencias pertinentes para clonar a la gata, y luego de varios meses finalmente el 4 de febrero de 2019 la nueva Cinnabun llegó a sus vidas.

Inicialmente la pareja tenía la intención de llamar a esta nueva gata Bun Bun, pero en vista del gran parecido que presenta con su anterior gatita se permitieron llamarla de la misma manera.

La pareja explica que además de ser exactamente parecida en el aspecto físico, se han impresionado porque a nivel de comportamiento también es una imitación muy fiel de la  mascota que acompañó sus vidas desde 1.999; incluso suele dormir en los mismos lugares donde lo hacía la felina original, de esta manera lo afirmó Ashley.

Al hablar respecto al costo de dicho procedimiento, la pareja afirma que no siente que sea una inversión excesiva; más  al tomar en cuenta que son muchas las personas que gastan exorbitantes cantidades de dinero en cosas como viajes que duran unos cuantos días o carros; de manera que, esta es una suma que vale la pena pagar por conservar a su mascota muchos más años a su lado.

«Algunas personas tienen autos deportivos, otras tienen casas. Tampoco estamos clonando a cada gato que tenemos», explicó Bryan; mientras Ashley por su parte no dudó en declarar que «Sin duda lo volveríamos a hacer».

Cinnabun no fue la única mascota que acompañó a estos esposos de Carolina del Norte en los inicios de su vida matrimonial; sino que además contaron con la presencia de la gata himalaya Ginger, quien murió 7 años después, luego de su muerte pudieron conseguir otro ejemplar de felino proveniente del mismo padre gracias a las gestiones realizadas por Bryan.

Con Información de RT

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicaciones relacionadas